Otras entradas

Blog

X 29/05/2019

Frenar a los unicornios

Segunda entrega de las elecciones, con sus 140 millones de euros de gasto que hemos de agradecer al doctor presidento Sánchez, y en la que se ha confirmado lo que ya sabíamos: que los electores tienen poca memoria y un gran sentido del riesgo. Se han propuesto matarnos a todos del susto con el intríngulis de hasta dónde llegará el PSOE en la demolición patria.

El aperitivo no ha defraudado y nos ha dejado el estómago colocado: dos independentistas declarados presidiendo Congreso y Senado. Algo así como poner a un violador para cuidar a tu hija pequeña. La tapa estrella del aperitivo fue ver a Batet dar por buenos los anatemas que utilizaron Junqueras y compañía para acatar la Constitución. Otra versión más de los juegos malabares lingüísticos a los que nos tienen acostumbrados. Su aceptación demuestra sobradamente la simulación de legalidad y la burla a la ley que presidirá esta legislatura. Una farsa.

De las conversaciones y lecturas de estos días postelectorales, concluyo que la idea fuerza que se ha logrado meter a los votantes de izquierda ha sido: “frenar a la ultraderecha”. Este es el programa, votar contra un enemigo inventado. Y les veo contentos, pues han hecho su buena acción ciudadana de la legislatura. Las bromas sobre Vox ya están internalizadas por el personal. Vox es intercambiable por facha, ogro, bestia, machista, mandón, intransigente, retrógado, franquista… Rellenen ustedes mismos.

No les pregunten a qué se refieren con “ultraderecha”, ni qué hace Vox que les da tanto miedo, pero amigos, este es el poder de la televisión y los medios del Sr. Roures, convencernos de lo que les parece. La manipulación ha funcionado.

A partir de ahí, dos buenas noticias: una, la subida del salario mínimo ha resultado positiva para la economía. En esto siempre se ha equivocado la derecha española, en transigir con salarios a niveles por debajo del umbral de la pobreza. Y ha sido el único acierto de la izquierda, por más que hacerlo a lo bestia y en un año probablemente haya generado y genere situaciones muy difíciles para las empresas y autónomos más débiles. El salario tiene que bastar para vivir. Si no lo hace, es indigno y además genera más pobreza e inestabilidad. Y todo ello repercute en la natalidad, que vive en Europa, pero especialmente en España, los peores momentos de su Historia.

La otra buena noticia: que posiblemente el presidento no necesite a los separatistas para llevar adelante la legislatura. Probablemente indultarán a los políticos presos, porque también probablemente serán condenados por rebelión o sedición. Y se montará un monumental lío.

Y subirán los impuestos y seguirá aumentando la carga pública sobre el sector privado.

La imagen simpática: los incondicionales de la abuelita Carmena manifestándose en Cibeles para que no se vaya de la alcaldía. Se me rompe el corazón. Yo acamparía en la Castellana. Qué ignominia perder las elecciones.

Sobreviviremos.

Añadido el 24/6/2019 Conferencia de Joaquín Robles sobre Vox explicando por qué no es de extrema derecha


Vivir conscientemente